Café Político

 

 

Se empantanó la reforma educativa
Tronado todo el sistema de salud
Enredo sobre el rol de los fiscales

    Al salir de la reunión en la SEP con los dirigentes de la CNTE, el coordinador de los diputados de Morena Mario Delgado volvió a advertir que, si no se aprueba la reforma educativa lopezobradorista, seguirá vigente la reforma educativa peñista.

   Tal parece que a los dirigentes de la CNTE no les bastó que el Presidente López Obrador arriesgara tanto al publicitar el memorándum que ordena dejar de cumplir lineamientos de la peñista reforma educativa.

   Todo indica que, a siete días que termine el periodo ordinario de sesiones del Congreso, a los profesores de la coordinadora no les importa empantanar la reforma, sólo importa recuperar el control de las plazas y la nómina.

 

 

Inseguridad: agota tiempo y paciencia
¿Y la STPS? Pregunta sindicato de la UAM
Austeridad republicana y daños colaterales

    Días violentos los de la Semana Mayor, marcados especialmente por la matanza de 14 personas en Minatitlán, Veracruz, a manos de grupos criminales para, de alguna manera imponer un gobierno paralelo.

    Porque gobiernos paralelos son los de las bandas criminales que no sólo sobornan para traficar con drogas, sino que también, como cualquier autoridad, cobran impuesto, mediante el derecho de piso y la venta de protección.

   Mientras los políticos discuten los detalles de las leyes de la Guardia Nacional o, como en Veracruz, riñen con los fiscales, la violencia no cesa, por el contrario, parece incrementarse, junto con cierta impaciencia social.

 

 

Reforma educativa: ¿última llamada?
Transístmico: no a inversión extranjera
Aquellas “irregularidades” de Solidaridad

   Con la firma del memorándum en el cual se dan lineamientos para no aplicar muchas de las normas de la reforma educativa peñista, tan despreciada por el gobierno y por la Coordinadora, el Presidente Andrés Manuel López Obrador parece tender la mano a la CNTE.

   Hasta la tarde de ayer, los dirigentes de la CNTE respondieron con su habitual altanería. “Ver para creer”, dijo uno de ellos. Y luego la sobada respuesta: “en asamblea analizaremos el asunto”.

  Si, a pesar del riesgo que corre el Presidente que sea impugnada la constitucionalidad de su memorándum, los dirigentes de la CNTE no ceden, podrían descubrir cuán firme puede ser la Cuarta Transformación. O cuán flexible.