Café Político

 

 

¿Ya tienen planes para Trump?
CDMX, nomás las patadas se oyen
Empresarios, cayeron máscaras
 

  Si algo deben tener claro los candidatos a la Presidencia es el hecho de que, quienquiera que gane, tendrá que continuar las negociaciones del TLC y, lo más importante, tendrá que lidiar con el Presidente estadunidense, Donald Trump.

  Entender, como decía Henry Kissinger, que las entrevistas entre los Jefes de Estado tienen que ser negociadas por expertos diplomáticos. Y explicaba que ¨siempre será desastroso enfrentar a dos egos sin acuerdos previos de sus colaboradores¨.

  Quizá algunos hasta tengan ya preparada una estrategia para ambas contingencias, pero nadie sería más catastrófico para México que llegaran a entrevistas de Estado creyéndose sus propios y utópicas narrativas de campaña.

 

 

Inseguridad, ¿es callejón sin salida?
TLC, mayor atraso de las negociaciones
¿En qué mundo viven los de la COFECE? 

  En el programa de Tercer Grado, al discutir la crisis de seguridad en la República, Denise Maerker y Joaquín López Dóriga, sin prejuicios, plantearon con más a profundidad las causas y consecuencias de la inseguridad.

  La señora Maerker subrayó que el problema no viene de hace un año o dos, se ha incubado durante muchos años, explicó. Y explicó que se trata de un problema estructural de las instituciones.

  López Dóriga, además de coincidir el planteamiento señaló que todo lo discutido dejaba claro que al parecer estamos ante un problema sin solución, ya que sólo se proponía contención. Algún día habrá de discutirse seriamente cómo llegamos a este callejón sin salida.

 

 

¿Conoce Anaya los acuerdos de San Andrés?
Liberan al ¨abuelo¨, cosas del libre proceso
¿Por qué no esperan a que votemos en julio? 

  Uno entiende que Ricardo Anaya está en campaña por la Presidencia. Por eso ofrece que ¨se cumplirán a plenitud los Acuerdos de San Andrés", aquellos firmados con el EZLN como resultado de las pláticas de paz.

  Sólo como dato cultural, el candidato presidencial del Frente debiera saber que inicialmente, luego de firmados, los Acuerdos de San Andrés fueron aprobados por el entonces Secretario de Gobernación Emilio Chuayfet.

  Y que al revisarse en Los Pinos fueron rechazados porque implicaban el principio de la disgregación de la República y darles a los guerrilleros la deseada ¨autonomía territorial¨. Y por eso se fue en 1998. Cuidado, mucho cuidado.