Café Político

 

 

¿Aguantará Pemex la estrategia de Sener?
Inquietud en STPS por compromisos con EU
Morena: su desorden casi igual al del PRD

  Innegable que el plan de negocios de Petróleos Mexicanos está sujeto a riguroso escrutinio por los inversionistas y por las calificadoras, escrutinio no menor, si uno recuerda que la empresa del Estado cotiza en los mercados bursátiles internacionales.

  Por eso llama la atención, que, como publicó “El Economista”, la Secretaría de Energía anuncie que el plan es aumentar la producción, para así reducir la exportación y refinar más crudo en México.

  No es mala apuesta, pero uno debe tener siempre presente que el margen de ganancia de la exportación de crudo es muy alto, el cual se reducirá si se refina. Falta saber que tanto afectan menos ganancias al equilibrio de la paraestatal.

 

 

No pierden sus derechos los superdelegados
CDMX: Tepito, se da el primer paso
Cuidado con recortes en Agricultura

   De lógica política - y legal-,  la circular presidencial a los servidores públicos y particularmente las advertencias hechas a los superdelegados estatales que coordina Gabriel García desde Palacio Nacional, pero cada uno interpreta como quiere.

   Nada nuevo que a los superdelegados, como a todo servidor público se les advierta que no pueden usar los recursos públicos ni las imágenes o programas del gobierno federal en una actividad partidista. Es la reiteración de una vieja prohibición.

   Aunque algunos así nos lo quieren hacer creer, eso no cancela los derechos constitucionales a la actividad política personal de los superdelegados y de cualquier servidor público, porque eso sería una violación de las garantías individuales.

 

 

¿Qué quieren de soldados y marinos?
Centralizan la procuración de justicia
EU: difícil cerrar la frontera a las armas 

   Nadie, ni por asomo, puede poner en duda la inquebrantable lealtad de los militares, soldados y marinos, a las instituciones de la República, pero es imposible que sean ajenos a la humana desmoralización ante la incomprensión de los mandos civiles.

   Desde Palacio se hacen demasiadas referencias a “masacres” refiriéndose a las acciones de combate a las bandas criminales en las cuales han muerto muchos delincuentes.

   Quizá, para tranquilidad de la República, ya sea hora de que el Gobierno Federal decida qué es lo que espera de soldados y marinos, que decidan los altos mandos civiles cuál es el rol que contemplan para ellos, que no sea el menosprecio.